1 de diciembre de 2010

Eras Viejas (Pre-crónica)

Juramos el año pasado volver éste a Cabeza Parda y Eras Viejas. Hasta la presente hemos cumplido la mitad del juramento. A la primera no hay más remedio que volver siempre, no vaya a ser que cualquier día de éstos vuelva a ser lo que fue y nos pille en otro sitio. Cuatro venadetes dejamos pasar el año pasado y éste uno más, aunque  sobreviven los mismos porque el quinto no fue absuelto en el puesto de al lado. Su derecho tenía el vecino, pero yo confío -alguno se reirá- tener ya puestas muchas cruces a mi favor en el Gran Libro de los Venaos, si acaso existe alguien que se encargue de esa justa labor contable. De todas formas, aunque no exista nadie que lo escriba, para qué quiero yo un trofeo que no merezca ese delicioso nombre en la chapa: Cabeza Parda...

Sobre Eras Viejas mi memoria es infalible. Lo que exactamente dijimos el año pasado fue: “De nuevo lo dejamos aquí apuntado para que no se nos olvide: Tenemos que regresar a Eras Viejas. De ser posible con los mismos, aunque algunos lleguen tarde y/o con retorcijones”. Ya sabemos que algunos, muy pocos, no van a poder estar. Los echaremos de menos; pero, puesto al habla esta misma mañana con el que escribe en el Libro de los Cochinos, me ha prometido que me entrará un buen navajero por cada uno de los que no repitan. Le he rogado que al menos uno de ellos me entre a la carrera, con los perros a  cien pasos, ni uno más ni uno menos, y que al caer se tropiecen por sorpresa, que se enreden y que no pueda yo tirar más tiros… ¡Ay!  Los demás que entren por donde tengan que entrar, marroteados, de soniche o zorreados, pero arochos con las navajas de a palmo, como los sueña don Mariano.  En cuanto el del Libro ha tomado nota, me ha preguntado que si quiero que llueva y le he dicho que lo mismo me da, que ya tengo yo hecho el cuerpo al agua este año  y que, además, le he leído a alguien, una “enterá” que ha cambiado hace unos días el chupete por la caracola, que el agua “chorreá” siempre escurre al llegar al pellejo. Debe ser un dicho cordobés,  muy viejo, de cuando llovía como Dios manda. Los que somos de secano debemos repetirlo con ansia y devoción. Y hacerlo muy nuestro. Yo ya lo he dicho hoy diez veces.

Otro rehalero, en este caso carolino renegado, me ha remitido esta mañana ciertas normas con el look hunting más adecuado para Eras Viejas (Gorros de mucha pluma, knickers color teja y otras prendas más pictóricas). Es la estética de un tal Josie, maravillosa e inconmensurable dice, cuyo lema es “No te aferres al verde caza”. Se me han saltado las lágrimas tomando nota y me he quedado tan pasmado como ilustrado en eso de la Gayvenatoria. Entre Josie y yo, cada cual desde su puesto y salvando bien las distancias, lograremos algún día que Fito le eche un mixto a sus calcetines coloraos.

En fin, nos vemos el Domingo en Eras Viejas. Parece que unos cuantos velaremos armas la noche anterior en La Puebla, donde Nono ha tenido la amabilidad de abonar por adelantado, y sin retorno, lecho, pan y agua… con cubitos. Por caridad, a uno de los cochinos de los que tengo ya apuntados le diré que se dé media vuelta y que le entre derechito a Nono. No es que se lo merezca, que bastante tuvo con lo que tuvo el otro día en El Gorgogil, es sólo para que deje de soñar todas las noches con un cochino mío que tiene “atravesao” desde Los Rasos. Me lo tiene soliviantado y me desvelan las interferencias que noto yo en mis propios sueños… Pero lo nuestro es soñar, soñar haciendo veredas... mientras  llega Navidad, veredas sobre... ¡Venga, ya está!

 El año pasado, en las migas, un novio esperando a la novia

Es el mismo, Pepe León, os lo juro, ya ennoviado

Una mirada insatisfecha (No miento cuando digo que Nono duerme mal)

24 comentarios:

  1. El otro día pasé por tu puesto del año pasado en Eras Viejas "El Arco" y todavía hay algún que otro casquillo... es impresionante.

    ResponderEliminar
  2. Te felicito y te corrijo porque has cumplido mas de la mitad de las promesas. La mas bella fue la de Cabeza Parda:
    Ojalá repitamos el año que viene en muchos sitios, pero de ningún modo faltaremos a Los Rasos, ni mucho menos a Cabezaparda. Definitivamente, quedan pocos paraísos capaces de meterte tantas sensaciones en lo más hondo de la funda del rifle, allí donde alguna vez te encuentras una bala... una hoja de encina... o un retazo de niebla atrapada.

    ResponderEliminar
  3. Jota, tienes mucho delito, mira que olvidarte de los Rasos.
    Suerte.

    ResponderEliminar
  4. Lo sabe él y lo se yo que para Nono pido yo la misma suerte que para mi.
    Y eso que el necesita menos porque los aporrea mejor. Y para muestra, un cuatriplete de ciervas en la Loma de la Higuera, con su cerrojo. Cuatro tacatines hizo mi rubio y cuatro pepas panza arriba. Un superclase, ya digo.
    Aunque con los gintonics tira con el semiautomático, y antes de que el camarero vuelva a la barra ya ha doblado el tiro. quizás por ahí, por la noche larga y la posterior resaca de todos los que vais a conquistar La Puebla pueda yo tener chance y tirar alguno de los marranos que os hagan el test.
    Buen viaje y feliz noche a los adelantados.
    PD: aún guardo un pequeño porcentaje de ir a ver la luna de Hornachuelos. Sería una sorpresa.
    Se os quiere.

    ResponderEliminar
  5. Quien era ese vecino de puesto en Cabeza Parda, que tiró al venado pequeño y que luego ni se lo llevó..?????

    ResponderEliminar
  6. JMOR, muy gentil y generoso de tu parte el mandarme el cochino de vuelta a mi postura, lo que no cuentas, es que el que escribe en el Libro de los Cochinos me ha llamado y me ha dicho que esta vez el cochino grande pasará primero por mi puesto y luego por el tuyo (justo al reves que el Los Rasos) y creo que está vez no tendrá tanta suerte, así que solo lo podrás ver el la junta de carnes y hacerte una fotografía con el.

    Sin rencor y sin acritud, se despide hasta la cena del sábado un admirador tuyo que lo es

    NONO.

    ResponderEliminar
  7. Nono, Jmor, vais daos.Pasará primero por el mío y de hay....a la junta, con una gran piedra en su boca.

    Tomy

    ResponderEliminar
  8. Sintiendolo mucho no puedo ir a Eras Viejas este año, ya que me coincide con Loberos (seis años sin cazar y bla, bla, bla) y el fin de semana con los amigos en las Casas Rurales de la Carnicera.

    Pero si alguien tiene enchufe con el que escribe en el Gran Libro de los Venaos, en el Gran Libro de los Cochinos y en el Gran Libro de los Muflones que si me puede apuntar un par de cada especie para el domingo. Quedare eternamente agradecido.

    Saludos y suerte a todos.

    ResponderEliminar
  9. Muy lanzados vais,
    y no quiero yo narrar
    que los tiros que peguais
    artos estan de errar.

    Ya se oye en los corros
    que los bichos del campo hacen
    que se van hasta los zorros
    y no tienen miedo ni los que pacen

    Incluso dicen que de libros os dejeis
    que no saben de donde los sacais
    que primero de mirar habeis
    pues siempre saben donde estais

    Los puestos con numeros marcais
    mas en el campo aun no estais
    dejad de matar tanto bicho
    pues mar fuerza tiene el dicho
    que las reses que este blog buscais
    y en el campo espantais.

    Y no firmo estas letras
    pues verguenza no me dan
    pero este no es mi oficio
    y mi jefe al tanto esta
    de que entro "en vez en cuando"
    y sin salir del edificio
    pues de no cumplir a mi acusa
    cuando de internet se usa.

    Vamos que no me da la gana de firmar, pero ya os dire quien soy.
    Pdta. ni que que decir cabe que esto de la rima no es lo mio, lo que pasa es que con D.Ramiro, D.Rafael, D.Jose y D.Juan, uno os lee y lo intenta.
    Un abrazo a todos.

    ResponderEliminar
  10. Jejejeje, te disculpamos amigo anónimo ya que tienes un buen motivo para no firmar... Eso si, la próxima vez que nos veas cuéntanos quien eres para felicitarte por tan esforzada rima.

    Un saludo.

    ResponderEliminar
  11. Y ahora qué pasa si viera esa poesia un editor y quisiera publicarla y pagarte un pastón.
    ¿Ves? Es urgente firmar con nombres y apellidos y nº de cuenta del banco.
    David P.H.

    ResponderEliminar
  12. en ese caso, no tendré mas remedio, que perder la pasta que me ofrece, ya que tanta como tanto tengo, y si algo tengo claro es que puede mas el orgullo que el dinero, y en eso soy millonario, por lo que paso del dinero no pudiendo por orgullo reconocer quien lo escribe. y te digo una cosa, el dinero no me sobra.

    ResponderEliminar
  13. te pillao anonimo2/12/2010 14:42:00

    ni te falta que se quien eres.

    y me nu das rimas.

    Debes haber estado mas de una hora para sacar eso.

    ResponderEliminar
  14. El poeta anonimo que no rima2/12/2010 14:44:00

    En lo de la hora tienes mas razon que un santo pero no creo que sepas quien soy. Prefiero no decir mi nombre asi se revalorizan los versos anonimos.

    P.A.

    ResponderEliminar
  15. el cetrero avistado2/12/2010 20:56:00

    Ni rimas, ni poetas anónimos ni antónimos ni leches.
    El pérfido Tirantes supone que el apuntador debe ser beatón de esa que decís Virgen Montera y quiere acceder al “libro” de los venados presionando con cruces, genuflexiones y aspavientos de rifle al que lleva la contabilidad para que prevarique en su favor y le asigne por adelantado unos cuernos de esos de infarto.
    Confiesa en público, con presencia de ánimo y aviesa intención, que dejó pasar un cornudo minor que ajusticiaron en el puesto vecino, y afirma ¡¡peligro, peligro!! que en justicia podían “afeitarselo”.
    Yo que lo sufro como vecino de calle, sé que no da puntada sin hilo, así que el vecino montero que se apriete los machos, pero que no se crea que dejó pasar al venadete por exceso de trofeos si no por aquello de la zorra de….. “están verdes”.
    Aprovecha que Tranchete no está en el puesto y que anuncia cualquier sombra de bicho con una nutrida secuencia de disparos para referir, sin testigos que lo desmientan, como deja pasar mansamente un supuesto “metal” que no le cuadra por ser astifino y estrábico y que él “desprecia” pero “le hace clase” al vecino.
    En una tertulia de caza menor se dejó caer con que solo disparaba a las perdices con espolones marcados porque las otras no merecían la atención de su escopeta. Y es que nuestro Tirantes tiene esas salidas de pata de banco.
    Así que vecino montero, mas te valdría ser forastero del Misisipi, afina la pluma y lánzate en tromba sin dejarlo respirar, que ya se sabe que la mejor defensa es un buen ataque.

    ResponderEliminar
  16. El Cetrero es también, como el arrui, una especie alóctona invasora. Nacido en Granada, se vino de chico a Villargordo, donde aprendió a espantar perdices. En su ya larga vida venatoria, ha sido unas veces protegido y otras erradicado, viéndose muchas veces sus amigos obligados a cumplir con él, por solidaridad, la pena de destierro. En la actualidad, son ya demasiados los cotos donde tiene prohibida la entrada, pero algunos amigos lo tenemos recogido y le reponemos el congelador. Este puente, al no tener donde cazar, sale, como los catetos, para Madrid.
    Buen Viaje.

    ResponderEliminar
  17. JMOR, algunos de los que cazamos el domingo, tambien hemos el puente de diciembre a Madrid y en familia.
    Te recomiendo el Circo del Sol en Madrid en el puente de diciembre, unico, inigualable, espectacular.

    ResponderEliminar
  18. el cetrero de torcida mirada3/12/2010 12:08:00

    Efectivamente me voy pa la capital y no por no tener cotos, que para el cetrero de mirada torcida se cumple lo que decía El Cazador de “hombre libre en campo libre sobre perdiz libre”. Obligaciones de padre e imposiciones maritales me obligan a lanzarme a esas carreteras que atraviesan Castilla la perdicera, acordándome del sonido metálico y explosivo de la salida del pájaro en la Cañada del muerto o en el Cerro de la liebre o en el cerro de majarta o en el profundo Hueco o quizás en las canteras o el salado de Villargordo o en el cerro de San Gregorio o en cerro potrero de Torrequebradilla. Qué más da, si la perdiz es autóctona, el cazador avistado, el perro de finos vientos y la escopeta domada.
    No huyo a las cómodas monterías, a las cacerías de “señotiros” como nuestro Güebomaster y otros “amiguitos del alma” del Blog, que no aguanta siquiera una mañana completa de volatero y que por culpa de los “puritos” resuella como un condenado cuando el campo se empina. Prefiere la silleta del puesto mercenario a la esforzada caminata, el rifle de mirada temblona a la varonil escopeta, la dura cornamenta a la deliciosa carne de la patirroja.
    Que se lo pregunten a Teutón de Carboneros que perdió el pelo tras las esquivas perdices, sin tocar pluma y por eso se transformó en montero comodón
    No hay color. No cambio pico de perdiz por colmillo retorcido.

    ResponderEliminar
  19. En la epoca de la Nueva Ola había un grupo que cantaba una cancion con un estribillo muy repetitivo que decia: Todos los catetos, fuera de Madrid!
    Almodovar no les hizo caso

    ResponderEliminar
  20. Arremete el cetrero de re-torcida mirada, cual cochino acorralado, contra todo lo que se le pone por delante; inconsciente el pobrecito ataca el majestuoso arte de la Montería, no sabemos si lo obliga la envidia de no haber derribado a la carrera un enorme venado, o quizá el miedo de ser atropellado por un astuto macareno. Puede que ese mismo miedo fuese el que, una vez que agarró un rifle, le hiciese verlo temblar. Ay amigo Jose Luis, no era el rifle el que temblaba...
    "Señotiros" dice que somos, y cómoda nuestra albarda, pues que le pregunten a los de La Onza, o mejor, a los de Cabezaparda. Tampoco pienso yo que corra mucho el Doctor, para que un halcón le capture un roedor...
    En cuanto a lo del cateto, hermano, una vez subió a Madrid uno de Carboneros, de regular apariencia pero gran inteligencia, y a unos chulapos que de él se reían se acercó y les increpó:
    "Oye rústico, préndeme una chispa de vulcano, para incinerar o poner a punto de ignición este cilindrín o manojo de hierbas manufacturadas envueltas en papel de liar".
    "Mandé??" respondieron ellos.
    "Que si teneis fuego", dijo mi paisano...

    ResponderEliminar
  21. Tras la prosa-ica respuesta, no hallándome satisfecho, ahí llevas la poet-ica:

    Tildanos de señoritos
    tuerto y gañán cetrero
    a los Amigos Monteros,
    mas no habrá en el mundo entero
    quien no te tome por "pito"
    grande y gordo, de un sereno.

    Fdo.: El Alemán Poeta.

    ResponderEliminar
  22. Entre un medio alemán medio español que se ha vuelto "poetiso", entre un cetrero "medio tuerto" y "alicortao", y entre un güebomaster, al final va a pasar lo que voy a poner en este poema breve.

    Entre tanto "júbilo y categoría",
    están creciendo las visitas a este blog por mayoría.

    ¿A que más o menos rima?, ya verás güebomaster, de aquí a nada estamos escribiendo poemas a diestro y a siniestro.

    ResponderEliminar
  23. Vamos, vamos, vamos, Chapeau, chapeau, chapeau.
    Yo me he levantado a las 6 para salir de caza, acabo de echarle un vistazo a esto mientras desayunaba con la otra mano........ Y ESTOY POR QUEDARME AQUI A HACER POESIAS SIN BARRO

    ResponderEliminar
  24. Atención cazadores:
    Escribid un verbo y vereis lo que ocurre ...
    Lo que os venga a la cabeza, COME, BESA, BAILA, DUERME, SALTA, TIRANDO AL MONTE, ETC...

    http://www.youtube.com/user/tippexperience?v=4ba1BqJ4S2M&feature=pyv&ad=5903516622&kw=fisica%20o%20quimica

    ResponderEliminar

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.